Playas Salvajes de Río

Si sólo conoces las playas de Copacabana e Ipanema, es el momento de conocer las Playas Salvajes de Río!

Después de seis años estuve de vuelta a una de mis ciudades favoritas para pasar el Fin de Año: Río. Todo el mundo está vestido de blanco de los pies a cabeza y pensando positivamente. Esto crea un ambiente único que sólo se puede encontrar en algunas ciudades y en ciertas circunstancias.

Vi un espectáculo de fuegos artificiales de 16min en la playa que me puso la piel de gallina y me llenó de esperanza para el próximo año que ha acabado de comenzar. Mi celebración terminó a las 07h de la mañana después de una fiesta loca en la playa de Ipanema, haciendo así un épico Año Nuevo en Río.

Wild Beaches Tour, Rio.

Menos de siete horas más tarde estaba de vuelta en Ipanema, esta vez para disfrutar de la playa. El tiempo estaba bueno, no muy caliente y un poco nublado, y la playa estaba llena. Casi no podía caminar sobre la arena debido a la cantidad de sillas y sombrillas, y sólo por la agua podría dar un paseo.

Me gusta mucho las playas de Copacabana e Ipanema, pero durante el verano y sobre todo los fines de semana están llenas de gente, más el hecho de que ambas playas están en el medio de la ciudad, con el tráfico y los edificios como fondo.

Esta vez quería explorar algunas playas aisladas y menos conocidas. Y esto fue cuando me enteré de las playas salvajes de Río. Pero, para llegar a esas playas necesitas un coche o sino reservar un tour de un día ya que no hay autobuses que funcionan en esta parte de la ciudad.

Por supuesto, decidí reservar el tour por las Playas Salvajes de Río el lunes, 4 de enero, porque el clima el sábado y domingo siguiente al Año Nuevo no estaría bueno (en esta época del año en Río, hay con frecuencia algunos de días lluvias y nublados).

El precio de la excursión era bastante justo, R$ 120, cubriendo 07h-19h de la tarde, y me llevando a las tres playas salvajes y otras dos más. El punto de encuentro fue frente a Barra Shopping, ubicado en Barra da Tijuca, zona oeste de Río.

A las 07h una pareja argentina, el guía y yo dejamos nuestro punto de encuentro y comenzamos a seguir hacia nuestros destinos. Tan pronto como nos fuimos de Barra el paisaje empezó a cambiar: los edificios y las construcciones se hicieron raros y la costa sin fin de un lado y la vegetación del otro.

Primera parada: Praia da Reserva

La primera parada fue Praia da Reserva, ubicada en una zona ambientalmente protegida. Esta playa es muy larga, con arena suave, y muy tranquila. El agua estaba un poca peligrosa y no tan clara que el normal debido a la lluvia de los últimos dos días. Lo mejor de esta playa es que puede simplemente relajarse en la arena y disfrutar del paisaje impresionante, si te miras a la derecha o izquierda puedes ver algunas cadenas de montañas que son tan comunes en Río.

Wild Beaches Tour, Rio.
Praia da Reserva, Rio.

La siguiente playa, Recreio, era bastante similar a la primera y, por eso, no paramos allí. En esta playa aún podíamos ver algunos autobuses y algunas obras de construcción. Nos acercamos a nuestros principales destinos y yo estaba muy ansioso para finalmente llegar a las playas salvajes de Rio. Una vez que cruzamos el portón me puse aún más ansioso! Maurício, el guía, explicó que durante el fin de semana el portón está cerrado entre 08h-15h a limitar el número de coches en la zona (problema de espacio del parqueo).

El camino era estrecho, lleno de montañas por un lado, las playas en el otro, y hermosas vistas. Parecía como si estuviera saliendo de Río …

Prainha

Unos minutos más tarde llegamos a la primera playa salvaje: Prainha. La playa se encuentra en las montañas de un denso bosque (bosque atlántico), con la fauna rica y diversa, abrigando alrededor de 270 especies de aves. Desde el mirador la arena blanca contrastando con las enormes montañas cubiertas de exuberante vegetación, el cielo azul y la agua verde, formavam un magnifico paisaje.

Pasé dos horas en esta playa, simplemente relajando, charlando con la pareja argentina y Mauricio, y caminando.

El tiempo era perfecto, la playa no estaba llena de todo, y tuve la sensación mágica de «Que buen que he encontrado lo que estaba buscando …» Prainha convirtió no sólo en mi playa favorita en Río, pero también una de las más hermosas playas que había visto en la ciudad. Me sentí tan contento y agradecido de que me había reservado esta excursión.

Mauricio fue muy amable y flexible y dejaba nosotros decidir cuánto tiempo queríamos quedarnos en cada playa. Sin embargo, decidimos quedarnos 30 minutos más antes de dirigirse a la siguiente. En total, fue alrededor de dos horas y media de pura satisfacción.

La carretera era bastante pintoresca también, con algunos moradores, partes del asfalto y otras de piedras, copas de árboles y sorprendentemente una parte de la carretera había una gran roca en medio. Y que impresionante roca por supuesto! Fuimos en coche alrededor de la roca y nos dirigimos a la segunda playa salvaje.

Grumari

Sin embargo, otra hermosa playa con arena blanca, enormes montañas, y lo mejor: tranquila y sin mucha gente. La única parte de la playa Grumari que estaba un poco llena era en la punta pues había más kioscos.

A lo largo de la costa, hay sólo unos pocos kioscos y personas. Cuando nos detuvimos cerca de uno de ellos, la pareja argentina agarró su bolsa llena de cervezas, mientras yo y Mauricio cogemos nuestras sillas y sombrilla.

Mientras estaba en la fina arena blanca admirando el paisaje, pensé qué ciudad bendita es Río. Realmente merece el título de Cidade Maravilhosa (Ciudad Maravillosa)! Las formaciones geográficas de Río ofrece uno de los mejores «skylines» que ya he visto …

Bajo el fuerte sol del verano de Brasil, tomamos nuestras cosas de nuevo al coche y fuimos a lo largo de la costa mirando la impresionante vista de las playas, pasando por debajo de copas de los árboles y, finalmente, llegamos al estacionamiento de la última parada.

Abricó

Desde el aparcamiento parecía que Abricó era la playa más concurrida de esta gira. Pero una vez que llegamos, me di cuenta de que la playa era muy pequeña, lo que hace que se vea más ocupada. Había unas pocas personas estacionados allí visitando Grumari también.

Nos detuvimos en un restaurante en la playa para almorzar. En el menú: caipirinhas, aperitivos, ensaladas, mariscos y una gran variedad de pescados. Pedimos la comida, relajamos, hablamos y disfrutamos de la vista super agradable.

Abricó tiene una pequeña parte de arena llena de grandes rocas con gente subiendo todo el tiempo, y yo diría que es más una playa familiar. Sin embargo, cruzando algunas rocas, hay una parte que la ropa es opcional durante la semana y desnuda a los fines de semana. Esta parte es mucho más grande y más tranquila. Además, está rodeada por la vegetación; nos quedamos allí después del almuerzo.

De todas las playas que visitamos, Abricó fue la que me gustó menos. Sin embargo, esta playa es preciosa, pero si usted no es un naturista que puede pasar su tiempo en las otras dos playas salvajes.

Después de unas horas nos tomamos el camino de regreso. El sol se estaba poniendo y bajamos otra vez en algunos miradores para apreciar el bonito paisaje de Río una vez más. Vimos la puesta del sol en la Reserva y la playa estaba tan tranquila como temprano por la mañana. El sol pintó el cielo con tonos de naranja, oro y ámbar, y las montañas en el fondo parecieron aún más pintoresca. ¡Qué manera maravillosa de terminar el día !

Wild beaches tour in Rio.

Llegué a casa alrededor de las 21h me sintiendo super bien.

Río es una ciudad llena de sorpresas, incluso para alguien que ya ha estado allí muchas veces. Así, la próxima vez que se encuentre en Río debías olvidar un poco de Copacabana e Ipanema y visitar algunas de las playas más hermosas de la ciudad: las playas salvajes. Las playas salvajes: Prainha, Abricó y Grumari, son absolutamente impresionantes, aisladas y rodeadas de montañas y exuberante vegetación. La agua cristalina y la arena suave atraen a surfistas, los lugareños y turistas. Copacabana e Ipanema son prestigiosas y famosas en todo el mundo ya los «cariocas» les encantam esas playas. Pero, una visita a las playas salvajes le puede dar una sensación de salir de Río, la segunda ciudad más grande de Brasil, y llegar a una zona más remota y exclusiva. Por supuesto, esa nos es uma sensación que se puede encontrar en todas partes de Río.

Mira el video: Playas Salvajes de Río.

Visitando Rio

  • Donde esta ubicada?

Río de Janeiro, o simplemente de Río, es la capital de Río de Janeiro (estado) y esta ubicada en el sudeste de Brasil, distante 1.162 kilometros de Brasilia, capital de Brasil, y 436 Km de São Paulo, la ciudad mas grand de Brasil.

  • Como llegar allá

∗ Hay dos aeropuertos en Río: Galeão, GIG (internacional) y Santos Dumont, SDU (domestico).

* Más de 12 lines aéreas vela a Río, algunas son: Delta, AirFrance, KLM, British Airways, Aerolíneas Argentinas, Iberia y Emirates.

∗ Para vuelos domésticos: Avianca, Tam, Gol y Azul (que también opera a novel internacional).

* La terminal de autobuses, Novo Rio, ofrece autobuses para básicamente todas las capitales y grandes ciudades de Brasil y también a los países del Mercosul.

  • Mejor fecha para visitación 

∗ Río puede ser visitado durante todo el año. Los veranos son muy calientes y con alta humedad; los inviernos son el tiempo con menos lluvia y perfecto para disfrutar de otras atracciones que no sean playas.

* Yo diría que la mejor fecha para visitar Río es entre diciembre y marzo, cuando hay dos grandes eventos (Año Nuevo y Carnaval), pero esta es también la temporada de mayor actividad, más cara, más caliente y  con algunas lluvias. Las temperaturas pueden pasar 40C.

* Abril / Mayo y Octubre / Noviembre también son buenas fechas y el clima es templado.

  • Costos del Viaje

Autobus São Paulo-Rio con Expresso Brasileiro: R$ 84,00.

∗ Excursión por las Playas Salvajes de Rio con Trilhas e Aventuras: R$ 120.

∗ Almuerzo en el restaurante: R$ 44.

Para más informaciones sobre Río visite la pagina  http://www.rio.rj.gov.br/riotur

Para más informaciones sobre la excursion por las Playas Salvajes de Río visite el portal Trilhas e Aventuras.

 Fui invitado por Trilhas e Aventuras para hacer la excursión pero todas las opiniones registradas aqui son mias e imparciales.

Deja un comentario